04 julio, 2011

Informe PISA sobre la competencia de lectura digital (ERA2009). España otra vez suspende. Europa se queda atrás

 
Leo con preocupación los resultados del recién publicado informe sobre “Evaluación de textos de lectura electrónicos” (Electronic Reading Assesment, ERA2009) elaborado como parte del informe PISA. Esta es la primera vez que se ha intentado explorar el grado de competencias de los estudiantes adolescentes (de 15 años) con relación a saber buscar información y comprenderla a través de recursos digitales. Hay disponible un resumen en lengua española publicado por el MEC

El Minisiterio de Educación, en su nota de prensa, realiza una lectura excesivamete triunfalista, cuando los resultados para España, por el contrario, son a todas luces insatisfactorios. La prensa, en líneas generales, así lo ha valorado señalando reiteradamente que los alumnos/as españoles suspenden.Veamos algunos datos que confirman el bajo nivel de resultados de España en estas pruebas evaluativas sobre la competencia en lectura de textos digitales. 

En primer lugar, de los 19 países de la OCDE que han participado en esta evaluación nuestro país ha quedado en el puesto 14.  Véase la gráfica donde en color rojo aparece nuestro país.


El dato destacable, es que el promedio de puntuación en esta competencia de lectura digital de los estudiantes españoles es 475 ptos., es decir, está por debajo de la media del conjunto de países de la OCDE que fue de 499 pts. Si además comparamos la puntuación española con la obtenida por el primer país, Corea del Sur (568) decubriremos que nos separan casi 100 puntos, ¡lo cual es muy preocupante!!

En segundo lugar, si hacemos la comparación entre ambos países (es decir, Corea y España) en función del nivel de competencia obtenido por los estudiantes en dichas pruebas de lectura digital, entonces, el problema se agraba. El informe PISA identifica 5 niveles de competencia: donde el 1 es el más bajo, y el 5 el más alto.



Así descubriremos que en los dos niveles más bajos de dicha competencia (es decir, el 1 y el 2) se situa casi el 50% del alumnado español participante en la prueba -repito, casi la mitad de los estudiantes- frente al 10% de alumnado coreano. Por el contrario, en los dos niveles más altos (es decir, el 4 y el 5), Corea tiene ubicados al 60% de sus estudiantes, y España apenas el 21%.

Dicho en otras palabras, casi la mitad de nuestros alumnos y alumnas apenas tienen desarrollada la competencia de lectura digital (buscar información, comprenderla, extraer conclusiones). Dominan esta competencia solamente una quinta parte de nuestros estudiantes. Sin embargo, en el país con mejor puntuación (Corea) la mayoría de sus estudiantes -el 60%- dominan dicha competencia, y solamente una décima parte la tiene desarrollada insuficientemente. 
¿Es preocupante? Me parece que sí. Además si nos fijamos en el listado del ranking por países veremos que los 5 primeros puestos son ocupados por estados asiáticos de la cuenca del Pacífico: Corea del Sur, Nueva Zelanda, Hong-Kong-China, Australia y Japón. Los países europeos se sitúan por debajo de los mismos a pesar de que participaron los estados del norte de Europa que, tradicionalmente, han obtenido buenas puntuaciones en PISA.

Existen otros datos interesantes para reflexionar como el hecho de que en todos los países, las chicas obtienen mejores resultados que los chicos, aunque la diferencia entre chicos y chicas es pequeña en España. Asimismo los resultados PISA muestran la existencia de una relación positiva entre el contexto socioeconómico de alumno y el rendimiento en lectura tanto impresa como digital. Por otro lado, los alumnos nativos obtienen mejores niveles de rendimiento que sus compañeros inmigrantes y, de entre estos últimos, los de segunda generación alcanzan resultados mejores que los de primera generación. En España las diferencias son mucho menores que en la OCDE entre nativos y segunda generación.

En conclusión, o nos ponemos las pilas en esto de formar o alfabetizar para la competencia digital en las escuelas e IES, o nuestros futuros ciudadanos y ciudadanas lo van a tener crudo en el próximo futuro. La cultura, la economia, el ocio, las relaciones intercomunicativas, los servicios adminsitrativos, el comercio, ..., es cada vez más creciente en formato digital. Y aquellos que no sean competentes para manejarse de modo inteligente con la información digitalizada estarán indefensos y serán vulnerables ante esta sociedad digital. Y los datos de este informe, certifican que nuestros alumnos españoles, de al menos 15 años (es decir, de la ESO) siguen siendo analfabetos en la lectura digital.

Esto es un problema de todos: tanto de las administraciones educativas, del profesorado, de los expertos, de las familias y del resto de agentes sociales. O hacemos una apuesta decidida de políticas educativas destinadas a potenciar el uso educativo de la tecnología digital en las aulas -como es el caso, de los programas Escuela 2.0, y una renovación sustantiva de lo qué enseñamos y de las metodologías didácticas, o me temo que nuestro alumnado segurirá suspendiendo en estas pruebas internacionales.


2 comentarios:

Rafa Fdez. dijo...

¿Podemos tener buenos resultados en "Competencia Digital" si los resultados en "Comprensión lectora" son malos? Los alumnos que no entienden lo que leen, no entienden un texto esté escrito en papel o esté escrito en una pantalla. El programa "Escuela 2.0" no va a mejorar nada en este sentido.

Anónimo dijo...

Completamente de acuerdo con Rafa, si el nivel de comprensión lectora es bajo es imposible que la comprensión digital sea óptima. Si la instauración del programa escuela 2.0 se hace de manera parcial o parcheada nunca se conseguirá el objetivo último del mismo