27 mayo, 2008

¿Adiós a los libros (de texto)?



Conviene que la industria editorial se tome en serio que asistimos a la más radical de las revoluciones de lo escrito


Una vez más -y supongo que no será la última- retomo el análisis sobre el futuro de los libros impresos, en general, y de los libros de texto en particular. La razón de ello es que en esta última semana me han ocurrido dos hechos que, aparentemente no tienen ninguna relación, pero que están sin querer invisiblemente vinculados.

El primero ha sido la lectura de un artículo titulado De buena tinta (electrónica) publicado en el periódico EL PAÍS (21/05/08) por Manuel Rodriguez Rivero donde reflexiona sobre la desaparición inexorable de los libros de Gutenberg y su reemplazo por nuevos sistemas electrónicos para la lectura. Me ha gustado su forma expresarlo -es un pequeño artículo periodístico, pero jugoso- y, lógicamente, comparto plenamente su análisis: el libro como objeto cultural no desaparece, sino que cambia su soporte. Idea que ya he desarrollado en otros mensajes de este blog y que seguiré abordando en próximos artículos. En dicho artículo se señala que los libros en papel inevitablemente serán sustituidos por ebooks de tinta electrónica y que, si quieren sobrevivir, las industrias editoriales tendrán que "o se ponen a digitalizar sus catálogos y ofrecer el producto a precios competitivos, o en muy pocos años sus almacenes reborarán de carísimas tabillas cuneiformes que seguiremos comprando los más viejos, los más nostálgicos o los más elitistas".

El segundo hecho al que quiero referirme es que después de varias semanas de espera, la ANELE Asociación Nacional de Editores de Libros y Material de Enseñanza que aglutina a la mayoría de las empresas privadas de España que publican libros de texto (SM, Santillana, Anaya, Edelvives, etc.) me acaba de comunicar que no les interesa un proyecto de estudio sobre el futuro del libro de texto y del material didáctico que les había presentado con anterioridad, y que el presidente de la asociación me pidió que elaborase. Lo titulé Reinventar el material didáctico en el siglo XXI. Visiones y propuestas sobre el futuro de los libros de texto en España. En dicho estudio, de modo similar al articulo citado De buena tinta (electrónica), partía del supuesto de que

ante este nuevo contexto es evidente que la industria editorial de los textos escolares tiene que empezar a plantearse en qué medida las nuevas tecnologías afectarán al material didáctico tradicional, y en consecuecia, elaborar una prospectiva de futuro para adelantarse y realizar las reconversiones necesarias ante la inevitable incorporación de las TICs (Tecnologías de la Información y Comunicación) a los centros y aulas escolares.

En consecuencia el estudio se planteaba dar respuesta a cuestiones tales como:
  • ¿cuál será a medio y largoplazo el futuro de los libros de texto y demás material didáctico en papel en el sistema escolar español?;
  • ¿desaparecerán los textos escolares fagocitados por el material multimedia ofertado a través de Internet?;
  • ¿tendrán que reinventarse los libros de texto de forma tal que el concepto de material didáctico del futuro sea un híbrido o mezcla que integre el formato papel con el electrónico?
La Asociación ANELE ante este proyecto de estudio sobre el futuro de los libros de texto se puso en contacto conmigo para indicarme que les interesaba y que les remitiera un prespuesto lo más rápidamente posible. Así lo hice, y sorprendentemente........... llegó el silencio. Pasaban los días y las semanas y no recibía contestación. Después de ponerme nuevamente en contacto con la asociación, recibí un frío correo electrónico diciéndome que el estudio no había sido aprobado y que pronto se comunicarían telefónicamente conmigo. Hasta la fecha el silencio de mi teléfono es atronador.

No sé las causas concretas de porqué han reaccionado así. Supongo que fue el presupuesto. Sin embargo siempre sugerí que era negociable. Confieso que tenía ilusión y curiosidad intelectual por los resultados del estudio. Hubiera sido una oportunidad interesante para prever (o al menos ofrecer una determinada mirada) del panorama escolar a pocos años vista. Es una pena que los editores de los libros de texto no hayan querido financiarlo
:-(

¿Adiós a los libros de texto?
Creo que sí, al menos, tal como los hemos conocido hasta la fecha. Eso es evidente. Pero ¿qué va a suceder? ¿cómo será el material didáctico a medio y largo plazo?

Seguiremos hablando de todo ello en próximos mensajes.

12 comentarios:

Alberto Armada dijo...

Somos bastantes, creo que no suficientes aún, los que soñamos con ordenadores en las aulas y libros electrónicos. El trabajo que estás haciendo es sensacional. Tarde o temprano las editoriales darán un giro importante. Siento que tu trabajo no esté prosperando y no quiero pensar que se puedan aprovechar de él sin más.
Mucho ánimo y un saludo.

Jordi Adell dijo...

Ellos se lo pierden :-)

En todo caso, la revolución de los libros de texto no la harán las editoriales, ya ha empezado y la están haciendo los docentes.

Jordi.

Domingo Méndez dijo...

Yo también creo que la cuenta atrás de la desaparición de los libros de texto ha comenzado, lo que ocurre es que es una cuenta atrás muy lenta y con paradas y las editoriales se reconvertirán en ofrecer sus contenidos on line, pero a la larga creo que esta batalla será ganada por los de abajo, por los docentes y por los propios alumnos que serán capaces que generar contenidos para su propio aprendizaje.

Anónimo dijo...

Hola Manuel todo el mundo está deseando cambiar los libros de texto tradicionales por los e-books,es más, estoy segura de que las editoriales lo verán más atractivo y como un proyecto futuro que como cualquier novedad será un éxito, me explico, la mayoría de las personas siempre quieren algo nuevo e innovador y seguramente quieran ese cambio ya que lo ven como un progreso para las escuelas y las universidades.

Un saludo, Laura Dávila.

Marisa dijo...

Hola, considero que un proyecto no aprobado es complicado para el autor, es tiempo dedicado pero no perdido pues creo firmemente que llegará el momento en que lo retomen quizá las mismas personas que te pidieron hacer el trabajo u otras y espero que no en un plagio, te conozco poco pero he leído mucho de tus trabajos y eres muy bueno en lo que haces. No podemos negar el momento en que las bellas letras plasmadas en un papel se conviertan en textos digitales, creo que la madre naturaleza nos lo va a agradecer. Un saludo cordial.

Marisa Zaldivar

Altruista dijo...

Tendemos a la digitalización de la enseñanaza y cuanto antes se den cuenta las editoriales mucho mejor. Pero como bien he leído, somos los docentes los que tenemos que impulsar ese avance con nuestra práctica y estudio diario. Si tenemos claro el cómo no importará el cuando. Éste llegará más tarde o más temprano.

Enrique García dijo...

Hola Manuel:
En primer lugar, "coccole", si el no afectó a tu corazón. Quisiera aportar una posible causa de la negativa para comentar - aprender: ¿El grado de desarrollo hacia los productos electrónicos es el mismo en todos los capos (perdón editoriales) que forman parte de ANELE? ¿Alguno de vosotros ha conseguido entrar en la plataforma de Santillana que tiene para institutos de enseñanza media?

Alma Rinasz dijo...

Excelente tema de debate tanto para el aula como para nostros que hemos tenido que armar centros de aprendizaje. Los libros electronicos nos libera de los editoriales y permita que en paìses como Mèxico sea màs fàcil obtener materiales en otras idiomas para los centros de aprendizaje (de idiomas).

Marina A. dijo...

Creo que la digitalización de los contenidos es un gran avance de la ciencia, pues si consideramos que los libros tienen a dañarse con el tiempo esto es una gran solución para preservar las letras.

También pienso que las nuevas generaciones son cada vez más visuales y en el área educativa se tiene que ganar terreno con los estudiantes para motivarlos a leer y esta es una buena opción. Además la digitalización nos permitirá combinar o hacer más hacer más atractivos este tipo de archivos al poder combinar otros medios como TV o archivos de audio,quizá con una entrevista del autor.

Creo que las nuevas tecnologías nospermiten más posibilidades.

Canadian Pharmacy No Prescription dijo...

Supongo que al decir adios a los libros de texto será porque el material didáctico se dará virtual, sería bueno porqué así los niños no cargarían tantos libros...

Anónimo dijo...

Hvala za intiresnuyu iformatsiyu

Anónimo dijo...

me parece perfecta la idea pero acaso nos hemos puesto a pensar en las escuelas marginadas en la cual los alumnos ni sikiera los maestros tienen el conocimiento del uso de un ordenador???

no es por menospreciarlos pero es la realidad de la otra cara de la moneda y considero ke no es de ponernos en el plan de ke se las vean como puedan...

pues sinceramente si habrá un cambio... que sea para todos pero desafortunadamente el gobierno no ve eso.